Sara Hurtado y Kirill Jalyavin brillan en el hielo de Pyeongchang

La pareja firma su mejor marca de la temporada en danza libre (101,4) y acaba con un global de 168,33 en duodécima posición

 

Sara Hurtado y Kirill Jalyavin completaron la participación española sobre hielo en los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang 2018 con una danza libre simplemente brillante. La pareja entró duodécima al programa y quiso mostrar un buen nivel, no sólo para no bajar puestos, sino para optar a escalar alguna posición. Y así lo hicieron. En la competición más importante del mundo, Sara y Kirill estuvieron perfectos, clavando su coreografía y sumando 101.40 puntos, su mejor marca de la temporada. Sumada a la puntuación de la danza corta, se mantuvieron y acabaron duodécimos.

Cerrando el segundo grupo de patinadores y también inspirados por la música de Don Quijote, Sara Hurtado y Kirill Jalyavin finalizaron su temporada competitiva perfeccionando su danza libre. El marcador marcó en verde absolutamente todos los elementos que la pareja hizo durante su rutina. En el escenario más grande posible, Sara y Kirill mostraron su mejor nivel hasta la fecha y los 101.40 puntos conseguidos les hacen quedar en undécima posición en la danza libre. Al final, su posición global se mantuvo y con 168.33 puntos la pareja fue duodécima.

«La sensación que hemos tenido en el hielo es que somos una pareja fuera y podemos competir contra los mejores del mundo», afirmó Sara Hurtado al acabar el programa Libre. «Estamos empezando a entendernos muy bien sobre el hielo y a tener personalidad. Eso nos dará confianza para crear programas más difíciles. Igualmente nos vamos de aquí muy satisfechos». La pareja, además acabó lanzando un mensaje más que claro: «Estas dos semanas te llenan de mucha energía. Estamos deseando que lleguen las próximas Olimpiadas en China».

Con esto, acaban unos Juegos Olímpicos de Invierno históricos para los deportes de hielo españoles. Empezando, cómo no, por el sueño cumplido de Javier Fernández al conseguir la medalla de bronce y completar su excepcional palmarés. Hablando de sueños, Felipe Montoya pudo realizar el suyo compitiendo en unos Juegos pese a que el resultado no fuera todo lo bueno que deseaba. En Skeleton, Ander Mirambell se superó a sí mismo y consiguió su mejor clasificación en unos Juegos Olímpicos, con vistas ya a los próximos. Y, finalmente, Sara y Kirill han dejado el nivel español por todo lo alto con dos programas superlativos.

 

Foto: EFE/Cedida por FEDH
Sin Comentarios

Dejar un comentario