Convicción por el deporte femenino
 

Anita Marcos neutraliza al Levante y el Valencia empata el derbi

PRIMERA DIVISIÓN FEMENINA | LEVANTE UD 1-1 VALENCIA CF

El derbi valenciano se conjugó con un empate. Se vio el Levante adjudicándose la victoria y manteniendo abierta la puja directa con el Real Madrid por el subcampeonato de la Primera División Femenina de fútbol. Pero el Valencia supo apurar el partido para acabar empatando el derbi. Fue partido de ocasiones, con intervenciones de mucho mérito tanto de Paraluta como de Noelia Gil. Fue partido de momentos buenos de fútbol de uno y otro equipo. También de fases espesas, insípidas. Esther González dio la ventaja granota a poco del descanso. Y con el 1-0 aguantó el equipo de María Pry el arreón blanquinegro del segundo tiempo. Y las valencianistas estiraron el negociado hasta rozar el minuto 90. Anita Marcos logró el empate en el derbi valenciano en Buñol. El Levante, con la victoria madridista ante el Santa Teresa, se escurre respecto a ser subcampeón; el Valencia sostiene el octavo puesto.

Se armó de buenas intenciones al Valencia en cuanto al manejo del balón desde el arranque del derbi. Procuró mover de lado a lado el esférico mientras el Levante ajustaba en los inicios del negociado su planteamiento. Pero ese intento del equipo de Bargues por querer ser protagonista en campo ajeno fue tibio e insustancial en ataque. Aún acumuló un remate al servicio de esquina: Cubedo remató de cabeza y Paraluta le respondió bien blocando abajo. En el progreso del primer tiempo, el Valencia sumó un par de salidas rápidas inacabadas y un par de chuts, sin embargo no fueron entre los palos de la portería de la rumana. En medio campo, nunca pudieron Carro y Sandra con Toletti y Zornoza; y la opción de Torrodà como central -debido a las diversas bajas- restó a la capacidad y fluidez propia del mediocentro catalana para el juego blanquinegro.

En todo caso, mandó el Levante. Le costó unos minutos entrar (o más bien patronear el juego en su césped). Pero lo hizo y sin necesidad de subrayarse con una superioridad mayúscula, pero sí suficiente tuvo capacidad sobrada para ir aculando tentativas de verdadero peligro. A los diez minutos, un pase filtrado hacia Esther tuvo buena respuesta de Noelia Gil para repeler el peligro al remate raso de la atacante internacional. La propia Esther cazó un remate de cabeza a centro desde la izquierda y mandó el balón a la cruceta de la portería valencianista. En un marco pujilístico, las locales seguían incrementando su estadística: Zornoza se sacó hasta dos chuts de larga distancia, duros, potentes, peligrosos, que obligaron a Noelia Gil a despejar estirándose para evitar el tanto granota. También Fiamma rozó la ventaja para su equipo con un remate que se fue al larguero. Eso ya llegó a poco del receso, en el 43, aprovechando el Levante un córner desde la derecha que botó Andonova y remató de cabeza Esther para firmar el 1-0, dando justa ventaja a las levantinistas de cara al descanso.

A la vuelta, para reanudar el juego, hubo movimientos en los onces de ambos equipos. Alba Redondo entró por Lucía Gómez, que ya tuvo que ser atendida mediado el primer acto, por el conjunto granota; Anita Marcos entró en liza en sustitución de Asun por el lado blanquinegro. Entró de nuevo con buen empeño e intenciones el Valencia. Debía dar un paso adelante claramente. Y lo hicieron notablemente. Tanto es así que el protagonismo y la superioridad, además, se tradujo en ocasiones de peligro construidas con buenas llegadas, incisivas, pujantes. Y Paraluta se convirtió en salvadora del Levante acumulando hasta cinco paradas de mérito en los primeros ocho minutos del segundo tiempo a chuts de Anita Marcos, Jansen o Carla Bautista. Recuperando la idea pujilística de los puntos, el Valencia contaba méritos de sobra para equilibrar el asunto, pero ya se sabe, lo futbolístico, para ganar, va de goles. Ante el buen momento valencianista, María Pry cambió su costado izquierdo por completo, entrando Jucinara y Banini por Paula Tomás y Fiamma.

Apareció también el viento, un clásico en Buñol. Y en esas el Levante se fue liberando de la presión del Valencia, contrarrestando además tan buena propuesta blanquinegra. El partido superó el ecuador del segundo periodo y Marta Carro salvó de cabeza entre palos un chut interior de Alba Redondo al servicio de un córner que pudo haberse significado como el segundo tanto para las levantinistas. Ya en el tramo de los últimos diez minutos, enmarcado en un fondo más bien insípido de juego, el Levante dio forma a una buena acción combinada y el remate final de Alba Redondo tuvo otra buen respuesta de Noelia Gil por respuesta. Apuró el partido el Valencia y, a poco de completarse el tiempo reglamentario, Torrodà sirvió una falta lejana, el balón tuvo un primer remate de cabeza que repelió Paraluta, pero recogió Anita Marcos para firmar el empate con un chut durísimo.

Ficha técnica:

Levante UD Femenino: Paraluta; Alharilla, Méndez, Rocío, Paula Tomás (Jucinara, m.60); Toletti (Nuria, m.87), Zornoza; Lucía Gómez (Alba Redondo, m.46), Fiamma (Banini, m.60); Andonova (Lloris, m.77) y Esther González.

Valencia CF Femenino: Noelia Gil; Guerrero (Ortiz, m.79), Torrodà, Cubedo, Esther; Candela (Bonsegundo, m.89), Carro, Sandra (Ainhoa Alguacil, m.79), Asun (Anita Marcos, m.46); Carla Bautista y Jansen (Aguado, m.71).

Goles: 1-0, min.43: Esther González. 1-1, min.89: Anita Marcos.

Árbitra: Ylenia Sánchez Miguel (Comité catalán).

Incidencias: Ciudad Deportiva Levante UD (Buñol, Valencia). Partido correspondiente a la jornada 33 de la Primera División Femenina de fútbol.

Escrito por

Raúl Cosín es el fundador, editor y administrador de Visibilitas en la búsqueda con convicción de la mayor visibilidad del deporte femenino. Anteriormente estuvo camino de una década en la sección de Deportes de ABC como responsable en la Comunidad Valenciana. Twitter: @raulcosin

Sin Comentarios

Dejar un comentario